¿Por qué debes invertir en Marketing Digital?

El Marketing Digital ha sido bien recibido, justamente, por sus innumerables beneficios para empresas y clientes. Se diferencia considerablemente del marketing tradicional y, por lo tanto, merece un lugar en las estrategias de promoción dentro de las empresas.

Atracción de clientes

El Marketing Digital es una excelente herramienta para atraer nuevos clientes, ya sea a través del contenido o de los anuncios pagos en los motores de búsqueda. Eso puede tener un costo de adquisición de clientes cada vez menor en relación a las alternativas tradicionales.

Con estrategias bien realizadas de Marketing de Contenidos y de SEO, conseguirás conquistar la atención de cada vez más personas de acuerdo con las principales dudas y dificultades que ellas tengan.

Por ejemplo, si tu empresa trabaja con accesorios deportivos, es interesante producir contenidos sobre cómo elegir los mejores zapatos para cada deporte o sobre las mejores opciones de alimentación pre y post entrenamiento para atraer a esas personas.

¡Ellas se educarán sobre la base de los contenidos ofrecidos por tu empresa y crearán una imagen positiva sobre ti, aumentando las posibilidades de que se conviertan en clientes!

Los anuncios pagos, a su vez, pueden ser dirigidos directamente a quien, de alguna forma, ya está decidido y quiere comprar algún producto, como una zapatilla específica u otros tipos de accesorios comercializados en tu tienda.

Segmentación

A pesar de que los medios tradicionales ofrecen segmentación, el marketing digital permite que esta separación del público se haga de forma mucho más precisa.

Por ejemplo: anteriormente, se seleccionaba el público con base en el horario del programa que pasaría en la TV.

En el Marketing Digital, conseguimos segmentar por edad, ciudad donde vives, hábitos (embarazadas, estudiantes, etc.), entre otros, de forma más efectiva, produciendo campañas y anuncios exclusivamente para esas personas.

Esto es posible porque las estrategias te permiten recoger una enorme cantidad de información sobre las personas a través de Internet, ya sea mediante la creación de formularios, ya sea a través de las redes sociales.

Si un cliente potencial entra en contacto con tu empresa y, de esa forma, te proporciona su dirección de email, simplemente haz una búsqueda para encontrar otra información sobre esa persona y, a partir de ahí, descubrir patrones de comportamiento entre los clientes más interesantes para tu negocio.

Con tantos datos en manos, es hora de poner en práctica acciones cada vez más dirigidas: define qué perfil de persona realmente es tu público objetivo en ese momento y transforma esa información en un mapa de dónde estar, cómo actuar y qué hacer para atraer la atención de esas personas.

Relación con los clientes

El marketing digital es la forma más fácil de conectarte con tus clientes y prospectos, principalmente porque una de las características principales de comercializar por Internet es la posibilidad de comunicarte de forma bilateral.

Así, la empresa lanza sus campañas conversando con los clientes y los clientes responden directamente a la empresa, sin burocracias.

Es aquí donde radica una de las mayores oportunidades para las empresas que quieren mejorar su negocio.

Al comunicarte de forma más sencilla con tus clientes, logras la oportunidad de relacionarte mejor, formando verdaderos defensores de tu marca.

Piensa en la relación con los clientes como una relación amorosa: hay que ir alimentando esa relación para garantizar que sea duradera.

Además, la inversión en pos-venta puede ayudar en esta aproximación. Como ya se ha dicho, ahora que tienes mucha información acerca de lo que tu cliente necesita o compró, es posible crear acciones para ayudar a usar mejor tu producto, preguntar cómo fue el proceso de utilización, si necesita ayuda…

Todas estas acciones son responsables por acercar, cada vez más, a tu empresa a tus clientes y garantizar prospectos, ya que los clientes satisfechos y con buenas experiencias tienden a ser promotores de la marca.

Estrategias con costos más bajos

A diferencia del marketing tradicional, las estrategias de marketing digital tienen costos mucho más bajos. Esto sucede porque, principalmente, es un tipo de acción más enfocado en el público que queremos alcanzar.

Cuando pensamos en las grandes campañas de televisión o en los periódicos, sabemos que sólo una parte de las personas que están siendo alcanzadas con esa estrategia son, en realidad, el público objetivo de la empresa.

En el caso del Marketing Digital, con la segmentación más precisa, es posible colocar acciones extremamente específicas al aire, haciendo que sólo el público de interés de tu empresa sea alcanzado y, a partir de ahí, generar más resultados.

Además, los canales de Marketing Digital son más accesibles, permitiendo que empresas de todos los tamaños y segmentos logren realizar buenas campañas e inversiones, incluso con recursos más limitados.

Big Data

Como ya dijimos, necesitamos usar la información a nuestro favor.

Aprovecha las posibilidades que el mundo digital te da y obtén más información sobre tus clientes.

Invierte en Big Data para lograr concentrar esa información y elaborar acciones más estratégicas para cada uno de ellos, haciendo la experiencia de tus clientes potenciales con tu empresa algo realmente memorable.

Tendrás la oportunidad no sólo de vender un producto, sino también de entender cómo tu empresa puede ayudar a tus clientes de la mejor manera.

 

Por Valentina Giraldo, Analista de Marketing en Rock Content.

¿Por qué debes invertir en Marketing Digital?
Califica esta publicación

Start typing and press Enter to search

Shopping Cart